Torre de Babel Ediciones
Portal de Humanidades
 
Mitología griega e historia de los grandes hombres de Grecia Historia de la Filosofía
Resúmenes  Ejercicios
Biblioteca del Pensamiento
Textos íntegros de Humanidades
Diccionario Enciclopédico Hispano-Americano Biografías y semblanzas
Vidas y referencias biográficas de los filósofos  y pensadores
Razón Vital
Foro dedicado a José Ortega y Gasset

Psicología Vocabulario
 


LEGISLACIÓN
EDUCATIVA Y CULTURAL

LEY ORGÁNICA DE
EDUCACIÓN (LOE)

(índice general)

CURRÍCULO DEL BACHILLERATO
 (Comunidad de Madrid)

CURRÍCULO DE LA EDUCACIÓN SECUNDARIA OBLIGATORIA (ESO) (Comunidad de Madrid)

CURRÍCULO DE LA EDUCACIÓN PRIMARIA (Comunidad de Madrid)

EDUCACIÓN INFANTIL
(Comunidad de Madrid)

(Artículos 1-8, Disposición adicional, transitoria, derogatoria y disposiciones finales
(Objeto, principios, finalidad, áreas, contenidos primer ciclo, currículo segundo ciclo, horario, enseñanzas de religión, lengua extranjera, métodos de trabajo, evaluación, tutoría...)

Anexo I - Currículo del segundo ciclo de la Educación Infantil

Introducción y Área 1. Conocimiento de sí mismo y autonomía personal - Infantil Madrid

Área 2. Conocimiento del entorno - Infantil Madrid

Área 3. Lenguajes: comunicación y representación - Infantil Madrid

Horario semanal en el último curso del segundo ciclo de Educación Infantil - Infantil Madrid

 

 

CURRÍCULO DE LA EDUCACIÓN INFANTIL EN LA COMUNIDAD DE MADRID
 

ANEXO II - HORARIO SEMANAL ASIGNADO A CADA ÁREA EN EL ÚLTIMO CURSO DEL SEGUNDO CICLO DE LA EDUCACIÓN INFANTIL (B.O.C.M. 61, pág. 15)


Decreto 17/2008, de 6 de marzo, del Consejo de Gobierno, por el que se desarrollan para la Comunidad de Madrid las enseñanzas de la Educación Infantil. Consejería de Educación
(B.O.C.M. núm. 61, 12 de marzo de 2008, págs. 6-15)

   
   

NÚMERO DE HORAS SEMANALES

Áreas

Cinco años

Conocimiento de sí mismo y autonomía personal

4,0

Conocimiento del entorno

8,0 (1)

Lenguajes: Comunicación y representación

9,0 (2)

Religión

1,5

(1) El horario debe incluir, al menos, una sesión diaria dedicada a la representación numérica y a la iniciación al aprendizaje del cálculo.

(2) El horario debe incluir, al menos, una sesión diaria dedicada a la iniciación al aprendizaje de la lectura y de la escritura. También debe incluir una sesión semanal dedicada al lenguaje musical y, al menos, una hora y media dedicada a una primera aproximación al uso oral de una lengua extranjera, repartida en un mínimo de dos sesiones.

 

Rincón Literario

"Había una vez un rey y una reina que estaban tan afligidos por no tener hijos, tan afligidos que no hay palabras para expresarlo. Fueron a todas las aguas termales del mundo; votos, peregrinaciones, pequeñas devociones, todo se ensayó sin resultado.
     Al fin, sin embargo, la reina quedó encinta y dio a luz una hija. Se hizo un hermoso bautizo; fueron madrinas de la princesita todas las hadas que pudieron encontrarse en la región (eran siete) para que cada una de ellas, al concederle un don, como era la costumbre de las hadas en aquel tiempo, colmara a la princesa de todas las perfecciones imaginables.
     Después de las ceremonias del bautizo, todos los invitados volvieron al palacio del rey, donde había un gran festín para las hadas. Delante de cada una de ellas habían colocado un magnífico juego de cubiertos en un estuche de oro macizo, donde había una cuchara, un tenedor y un cuchillo de oro fino, adornado con diamantes y rubíes. Cuando cada cual se estaba sentando a la mesa, vieron entrar a una hada muy vieja que no había sido invitada porque hacia más de cincuenta años que no salía de una torre y la creían muerta o hechizada.
    El rey le hizo poner un cubierto, pero no había forma de darle un estuche de oro macizo como a las otras, pues sólo se habían mandado a hacer siete, para las siete hadas. La vieja creyó que la despreciaban y murmuró entre dientes algunas amenazas. Una de las hadas jóvenes que se hallaba cerca la escuchó y pensando que pudiera hacerle algún don enojoso a la princesita, fue, apenas se levantaron de la mesa, a esconderse tras la cortina, a fin de hablar la última y poder así reparar en lo posible el mal que la vieja hubiese hecho.
     Entretanto, las hadas comenzaron a conceder sus dones a la princesita. La primera le otorgó el don de ser la persona más bella del mundo, la siguiente el de tener el alma de un ángel, la tercera el de poseer una gracia admirable en todo lo que hiciera, la cuarta el de bailar a las mil maravillas, la quinta el de cantar como un ruiseñor, y la sexta el de tocar toda clase de instrumentos musicales a la perfección. Llegado el turno de la vieja hada, ésta dijo, meneando la cabeza, más por despecho que por vejez, que la princesa se pincharía la mano con un huso, lo que le causaría la muerte.
    Este don terrible hizo temblar a todos los asistentes y no hubo nadie que no llorara. En ese momento, el hada joven salió de su escondite y en voz alta pronunció estas palabras:
     —Tranquilizaos, rey y reina, vuestra hija no morirá; es verdad que no tengo poder suficiente para deshacer por completo lo que mi antecesora ha hecho. La princesa se clavará la mano con un huso; pero en vez de morir, sólo caerá en un sueño profundo que durará cien años, al cabo de los cuales el hijo de un rey llegará a despertarla."

(Charles Perrault, La bella durmiente del bosque. Traducción de María Luz Huidobro)

 

© de la edición: TORRE DE BABEL EDICIONES - Aviso legal y política de privacidad