TORRE DE BABEL EDICIONES

Portal de Filosofía y Psicología en Internet

HISTORIA DE LA FILOSOFÍA

Explicación de la filosofía de los principales pensadores, resúmenes, ejercicios...

DICCIONARIO DE FILOSOFÍA

Breve definición de los términos y conceptos filosóficos más importantes en la Historia de la Filosofía Occidental

RAZÓN VITAL

Foro telemático dedicado a José Ortega y Gasset

VOCABULARIO DE PSICOLOGÍA

Explicación de los principales conceptos, tesis y escuelas en el área de la Psicología

 

 

DICCIONARIO ENCICLOPÉDICO HISPANO-AMERICANO (1887-1910)

Índice


 

 

APOLINAR, retórico y gramático romano (biografía)

APOLINAR

- APOLINAR: Biografías. Llamado El viejo. Retórico y gramático, natural de Alejandría. Estudió gramática en Berito y en Laodicea hacia el año 335 d. J.C., y a pesar de ser casado se ordenó sacerdote cristiano en esta última ciudad. Aunque el emperador Juliano había prohibido a los cristianos el cultivo de las Bellas letras, Apolinar y su hijo compusieron muchas obras en prosa y verso para reemplazar a los autores profanos. Las principales del primero son: una Gramática o Retórica, cuyos ejemplos, imitados de los más bellos pasajes de los escritores del paganismo, se armonizaban con los preceptos y los hechos del Evangelio; Los libros históricos del Antiguo Testamento hasta el reinado de Saúl, puestos en verso heroico y divididos en veinticuatro libros, señalados con las veinticuatro letras del alfabeto griego; Los cuatro Evangelios, dialogados a la manera de Platón; una Tragedia sobre la Pasión, que se encuentra en las obras de San Gregorio Nacianceno; un Tratado sobre las diferentes edades de los hombres (Lieja 1577); Treinta libros contra Juliano, y una Perífrasis de los Psalmos, en versos exámetros, de la que se han hecho numerosas ediciones. Entre estas obras debe haber algunas que pertenecen al hijo, siendo muy difícil distinguir las de uno de las del otro.
 

– APOLINAR: Biografías. Llamado El joven. Retórico y gramático, hijo del precedente. Se ignora la fecha de su nacimiento; ocupó en 362 la silla episcopal de Laodicea; fue uno de los más celosos defensores de la consustancialidad del Verbo contra los arrianos, y murió entre 382 y 392. Admitió que el alma humana, a la cual estaba unido el Verbo divino, no era más que un alma sensitiva, desprovista de inteligencia y que el Verbo era quien presidía sus funciones y realizaba sus actos. Además de esta opinión, basada en los principios pitagóricos, sostenía que el alma humana no había participado de los beneficios de la Redención; que el cuerpo de Cristo, descendido directamente del cielo, no había padecido más que en la apariencia. A estas proposiciones los discípulos de Apolillar añadieron las doctrinas de los maniqueos sobre la naturaleza del pecado; las de Tertuliano, acerca del origen del alma, y las de Sabelio sobre la confusión de las personas divinas.

Las doctrinas de Apolinar fueron condenadas en 462 por San Anastasio, su antiguo amigo, por los concilios de Alejandría; de Roma (377) y de Alejandría (376) y por el segundo concilio ecuménico de 381, lo cual no fue obstáculo para que persistiera en ellas, negándose rotundamente a la retractación. Después de él sus discípulos, que bajo el nombre de apolinaristas tuvieron gran importancia hasta mediados del siglo V, se dividieron en varias ramas y acabaron por fundirse con los eutiquianos. Según Vicente de Lerins, Eusebio y otros escritores, Apolinar refutó victoriosamente en diversas obras las calumnias de Porfirio contra los cristianos. También se dice que hizo una versión de la Biblia sobre el texto hebreo, rechazada como falta de fidelidad tanto por los judíos como por los cristianos.





 

 

Diccionario Enciclopédico Hispano-Americano (vol. 2, págs. 410-411 - editado: 3-10-2007)       APOLINAR, retórico y gramático (biografía)

 

  © TORRE DE BABEL EDICIONES - Nota sobre la edición y Aviso Legal